El maravilloso imperio mexica tuvo muchos años de esplendor, sin embargo su decadencia se dio de manera muy rápida debido a que el emperador más majestuoso que tuvo este imperio no tuvo la visión suficiente para darse cuenta de que aquellos que venían con armaduras no eran dioses sino conquistadores.